Importación

¿Por que paran un paquete en aduanas?

Básicamente, la mercancía se retiene por no cumplir con la normativa de ese producto. Si bien cada país tiene sus especificidades, los 5 motivos más frecuentes de retención de mercancías en las aduanas, realizadas por diferentes autoridades competentes como la Unidad de Análisis de Riesgos, son las siguientes:

Este caso se da cuando el proveedor pone una precio estimado del producto por debajo de lo que sería su valor real. Esta situación es muy común en algunos vendedores chinos, que marcan productos de muy bajo valor, y es algo muy controlado y perseguido por la Aduana.

Paquetes de mayor valor

Los paquetes con un valor superior a 150 euros, mercancías sujetas a condiciones especiales o controles aduaneros deben gestionarse a través de un Documento Único Administrativo (DUA). En estos casos el paquete sí se queda en la aduana porque los costos a pagar son mayores. Y es necesario que el destinatario autorice la liberación del paquete y se haga cargo del pago de los impuestos y derechos correspondientes.

Además de los gastos de gestión de Correos, el destinatario deberá pagar los derechos de importación, el IVA de esta operación y los impuestos especiales correspondientes.

¿Por qué retienen la mercancía en la Aduana?

No importa si eres un importador pequeño o grande. No importa en qué país estés tampoco. La Aduana tiene plenas facultades para detener todos los paquetes que considere sospechosos, de dudosa apariencia u origen.

Las mercancías que más se retienen en la Aduana son las que provienen de China, primer exportador mundial y foco de atención de los agentes aduanales.

¿Qué pasa si no pagas aranceles y otros impuestos aduaneros?

Depende de la gravedad de la infracción. Las consecuencias de mentir en la aduana o en los documentos aduaneros pueden ser:

  • Tendrás que pagar la tasa correspondiente: Si la infracción no es muy grande, los impuestos simplemente se calcularán en base al valor real del artículo y se le pedirá que pague la cantidad requerida.
  • Su paquete puede ser confiscado o destruido: si no paga los impuestos aduaneros correspondientes, los funcionarios pueden retener su envío hasta que lo haga. Si tarda mucho, pueden devolver el envío al remitente o incluso destruirlo.
  • Sanciones económicas y multas: Al evitar pagar impuestos en la aduana, puede recibir una multa por evasión de impuestos. Si se considera una infracción grave, también puede recibir una demanda o denuncia.
  • Problemas de seguro: En caso de daño o pérdida, el seguro de envío solo cubrirá el valor declarado. Si subestimó el envío, recibirá esa cantidad y no la cantidad real que costó.

Procedimiento ordinario

Este es el caso más complejo. El paquete está retenido por la aduana y no lleva factura adjunta o su valor es superior a 150 euros. En esta ocasión, el paquete no llegará al domicilio y quedará retenido en la aduana. Previamente, recibirá un aviso con las instrucciones a seguir para reclamar el paquete.

Ante esta situación, puedes actuar de tres formas:

¿Cuál es tu reacción?

Artículos Relacionados

Responder

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

19 − eleven =